No todos los suplementos son para todos

Descubre cuál es el más indicado para ti.

La industria de suplementos dietarios es supremamente amplia, hoy en día es común acceder a infinidad de marcas, presentaciones y precios para todo tipo de público.
Cada vez es menos extraño encontrar hasta en las estanterías de algunos supermercados, suplementos nutricionales de venta libre. Pero el momento de elegir va mucho más allá de un empaque llamativo o un precio atractivo. La elección debe partir de las necesidades reales y del enfoque del producto más que la moda del momento.
Esto quiere decir que existen en el mercado suplementos con enfoques específicos, según patologías, edades u objetivos, y que bien utilizados aportarán bienestar a quien los consuma.
Se encuentran desde productos que proporcionan energía, optimizan el desempeño en determinadas actividades, ayudan a conciliar el sueño hasta productos que ofrecen un efecto terapéutico como reducir el azúcar en la sangre, controlar las cifras de presión arterial, etc. Esto dependerá mucho entonces de la edad cronológica y la edad biológica. ¿Existen diferencias entre ambos conceptos? La respuesta es sí.

La edad cronológica: es la suma exacta de los años que han transcurrido desde nuestro nacimiento. Es la edad que muestra nuestro documento de identidad.

La edad biológica: es la que nos informa sobre el envejecimiento de nuestras células, la cual confronta la edad real frente a nuestra esperanza de vida, y nos advierte el riesgo de enfermar. No solo está determinada por factores internos como nuestra genética, sino también por factores externos, como el estilo de vida, factores ambientales, hábitos alimentarios, consumo de licor y cigarrillo, realización de actividad física, etc.

Teniendo en cuenta esta situación, es importante anotar que algunos suplementos irán encaminados entonces a minimizar los riesgos en la aparición de enfermedades crónicas y en determinados casos a tratar los síntomas de enfermedades ya instauradas.

Otros suplementos se enfocaran en retrasar el paso de la edad biológica, cuyo enfoque principal será en su mayoría estético.

¿Qué tipos de productos encontramos para tales fines?

En el caso de los primeros encontraremos entonces activos con importantes efectos en el control de las cifras de presión arterial, los niveles de colesterol y azúcar en la sangre, productos con efecto diurético para evitar o tratar la retención de líquidos, fibras laxantes para el estreñimiento.
Activos que promueven un sueño reparador, productos que favorecen positivamente la salud mental y el estado de ánimo. Nutrientes que fortalecen el sistema de defensas del cuerpo, evitando la aparición de infecciones oportunistas, entre muchos otros.
Si hablamos de los segundos enfocados principalmente al ámbito estético, encontraremos nutrientes a los que se les atribuye un efecto rejuvenecedor, pues ayudan a tensar y desvanecer líneas de expresión, promueven la síntesis de colágeno, detienen la caída del cabello, lo fortalecen y le dan brillo.
Otros activos pueden tener un importante efecto ergogénico (mejorar el rendimiento) si se utilizan con fines deportivos, como son los aminoácidos como los BCAA, Glutamina, Arginina y productos que podrían acelerar el metabolismo como el extracto de café verde y el té verde.

Para contrarrestar los efectos del envejecimiento celular en muchos de los órganos y sistemas del cuerpo, y con ello las indeseables manifestaciones físicas y psicológicas que esto conlleva, será importante entonces determinar en conjunto con un profesional de la salud cual es el suplemento a elegir según la necesidad puntual, esto con el fin de sacar el máximo provecho de los activos que pone a disposición la naturaleza.

Si una persona no tiene deficiencias marcadas de determinado nutriente, simplemente el cuerpo no absorberá el activo y estaría incurriendo en un gasto inoficioso de dinero o en el peor de los panoramas, existen algunos nutrientes como las vitaminas liposolubes (vitamina E, A) que si se consumen de manera indiscriminada, pueden a mediano plazo convertirse en sustancias oxidantes y afectar negativamente la salud.

2 comentarios de “No todos los suplementos son para todos

    • Daniel Saldarriaga dice:

      Buenos dìas Jose Luis, En Cali nos puedes encontrar en Jumbo Limonar, en Éxito La Flora, Cenconsud Jardín Plaza y Unicentro. Gracias por escribirnos ¡Feliz día!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *